Seguinos

Carlos Mendoza hecho un mar de lágrimas abandona la colonia Guillén luego de nacer y crecer en esta comunidad

titulares

Carlos Mendoza hecho un mar de lágrimas abandona la colonia Guillén luego de nacer y crecer en esta comunidad

Carlos Mendoza hecho un mar de lágrimas abandona la colonia Guillén luego de nacer y crecer en esta comunidad

Este solo es uno de los cientos de testimonios de los capitalinos que están siendo evacuados de la colonia Guillén. ¡Aquí la historia!

Nació y creció en la colonia Guillén en Tegucigalpa. Ahora ver la situación y verse en la posición de ser uno de los evacuados le provoca tristeza al punto de rompen en llanto frente las cámaras al ser entrevistado.

Relató que desde que fue un bebé vivió en la catastrófica colonia, recodó momentos de su infancia que no se volverán a repetir, también contó una que otra anécdota que vivió en las calles de la Guillén.

Trajo a memoria el año en el que contrajo matrimonio, dijo que fue feliz, pero llegó el momento de dejar la casa de su madre, tanto amor le tenía a la Guillen que decidió buscar una casa con su esposa en otro sector del lugar.

«Hombre casado tiene que buscar casa; me fui para otra zona (de la Guillén) me quedé acompañando a mi madre. Mi madre trabajó toda su vida para construir su casa aquí», relató.

Señaló un sector de la Guillén que estaba entre escombros y dijo: «Esto era calle; aquí estacionaba el carro por eso me acuerdo; aquí me estacionaba e iba a ver a mi madre», añadió.

Este es el caso de Carlos Mendoza de 45 años de edad quien vivió toda su vida en la colonia Guillén. El pasado viernes entre lágrimas sacó su pertenencias de su casa que se convirtió en escombros.

Cortesía: tunota.com

Comentarios

Más en titulares

Hasta arriba